domingo, 20 de marzo de 2011

Alimentos que ayudan a los niños a dormir mejor

niña-durmiendo

La alimentación influye en todos los aspectos de la vida, y también en el sueño. Hay alimentos que perturban el sueño y otros alimentos que ayudan a los niños a dormir mejor por las noches.

Además de crear una rutina que contribuya a que el niño se relaje antes de irse a la cama, como puede ser un baño, unos masajes, unos mimos y un cuento, la alimentación también es importante para lograr un buen descanso. Los trastornos de sueño en los pequeños pueden tener diversas causas, entre ellas la alimentación. No es habitual pensarlo, pero tanto los alimentos como la forma en que se los ofrecemos pueden tener mucho que ver.

Por empezar, debemos saber que no es recomendable comer en exceso antes de dormir. Se suele creer que al dormir con el estómago lleno los niños duermen mejor, pero no es así. Comer demasiado por las noches provoca pesadez de estómago e interfiere en las fases de sueño.

Por el contrario, irse a dormir con el estómago vacío hará que se despierte por la noche con hambre. Lo ideal es una cena ligera y dejar pasar un rato para que haga la digestión antes de acostarlo a dormir.

Alimentos que deberíamos evitar en la cena

  • Evitar alimentos ricos en proteínas como la carne y el pescado pues activan la dopamina y dificultan el sueño.
  • Evitar las grasas. Son pesadas y dificultan la digestión.
  • Evitar los refrescos y los alimentos ricos en cafeína, como el chocolate, pues son estimulantes para el organismo.
  • Evitar los alimentos dulces pues elevan el nivel de glucosa en sangre, provocando que al bajar pueda despertarse por la noche.
  • Evitar las verduras crudas y los zumos cítricos; producen hinchazón.
  • Evitar los platos especiados.
  • Evitar que beba demasiado líquido. Si ya no usa pañales de noche, hará que se despierte más veces para ir al baño.

Alimentos adecuados para la cena

Hay alimentos ricos en ciertas sustancias precursoras de neurotransmisores que facilitan conciliar el sueño como por ejemplo:

  • La patata: ayuda a reducir el nivel de azúcar en sangre y previene la acción de los ácidos que bloquean la función del triptófano, un aminoácido esencial necesario para la formación de melatonina y serotonina, neurotransmisores que participan en el ciclo del sueño.
  • El pavo: por su bajo contenido en grasa y porque contiene triptófano es un buen alimento para promover el descanso y el sueño.
  • Frutas y verduras, especialmente la cebolla, el tomate, las cerezas y el plátano, rico en triptófano y en magnesio, relajante muscular.
  • El arroz, la pasta, la calabaza y la avena. Los carbohidratos complejos, así como la soja, la avena son beneficiosos contra los problemas de sueño.
  • Los lácteos. Tal como dicen las abuelas, un vaso de leche calentita es eficaz para inducir al sueño por su alto contenido en triptofano, sustancia que favorece el sueño.
  • Alimentos integrales y frutos secos. Contienen vitaminas B1 y la B6 así como en magnesio, importantes para el funcionamiento del sistema nervioso.

Foto | Audrey Elizabeth en Flickr
En Vitónica | Qué comer para dormir mejor
En Bebés y más | Qué hacer y qué no hacer para que los bebés duerman mejor (II), Los cereales antes de dormir no hacen que duerman más ni mejor